Proyecto Faq Jesús nació en un estado policial

jueves, 26 de diciembre de 2019

Jesús nació en un estado policial

  

Jesús nació en un estado policial:
Por John W. Whitehead

Nota previa del editor del blog

El presente artículo en inglés "Jesus Was Born In A Police State" fue originalmente publicado en diciembre de 2017 en la web TruePublica, su autor el abogado y constitucionalista John W. Whitehead, fundador y presidente del Instituto Rutherford, destaca por la publicación de un libro que ha dejado secuelas "Battlefield America: The War on the American People" (SelectBooks, 2015)

En estos días -16 diciembre 2019- Whitehead ha revisado, ampliado y reeditado "Jesus Was Born In A Police State", publicado por el Instituto Rutherford y también publicado en inglés por la conocida página web Global Research. El autor publica una nueva versión de su artículo en inglés bajo el título "The Child that Christmas Forgot: How Would Jesus Fare in the American Police State?" cuya traducción literal es "El niño que olvidó la Navidad: ¿Cómo le iría a Jesús en el estado policial estadounidense?".

Este blog, conservará el título del artículo de su primera versión (2017), pero el texto traducido se basa en la versión ampliada del 2019. Como es nuestra política y por asuntos derivados del consentimiento del autor, se permite su reproducción sin cargo, solamente deberá contactar con staff@rutherford.org para obtener el permiso de reimpresión. 

El título de la segunda versión es añadido como subtítulo por el editor de este blog. Y, por supuesto, tanto la primera como la segunda versión originales en inglés, constan como notas a pie de página. La ilustración de portada es la única de las publicaciones originales.

Buena lectura, felices días de fiesta familiar y un 2020 lleno de éxitos.
T. Andino

*****
El niño que olvidó la Navidad: ¿Cómo le iría a Jesús en el estado policial estadounidense?

“Una vez despejada la medianoche, hubo un grito de niño, una estrella ardiente colgaba sobre un establo y hombres sabios vinieron con regalos de cumpleaños. No hemos olvidado esa noche a lo largo de los siglos. Lo celebramos con estrellas en los árboles de Navidad, con el sonido de campanas y con regalos ... No nos olvidamos de nadie, ni de adultos ni de niños. Todas las medias están llenas, todo eso, excepto una. E incluso nos hemos olvidado de colgarlo. La media para el niño nacido en un pesebre. Estamos celebrando su cumpleaños. No nos olvidemos nunca de eso. Preguntémonos qué desearía más. Y luego, que cada uno ponga su parte, amabilidad amorosa, corazones cálidos y una mano extendida de tolerancia. Todos los regalos brillantes que hacen la paz en la tierra". "The Bishop´s Wife", film 1947

La historia navideña de un bebé nacido en un pesebre es familiar.

El Imperio Romano, un estado policial por derecho propio, había ordenado que se realizara un censo. José y su esposa embarazada María viajaron a la pequeña ciudad de Belén para poder ser censados. Al no haber espacio para la pareja en ninguna de las posadas, se quedaron en un establo (granero), donde María dio a luz a un bebé, Jesús. Advertido de que el gobierno planeaba matar al bebé, la familia de Jesús huyó con él a Egipto hasta que fuera seguro regresar a su tierra natal.

¿Y qué si Jesús hubiera nacido 2.000 años después?

¿Qué pasaría si, en lugar de nacer en el estado policial romano, Jesús hubiera nacido en este momento? ¿Qué tipo de recepción recibirían Jesús y su familia? ¿Reconoceríamos la humanidad del niño Cristo, y mucho menos su divinidad? ¿Lo trataríamos de manera diferente a como lo trató el Imperio Romano? Si su familia se viera obligada a huir de la violencia en su país natal y buscara refugio y asilo dentro de nuestras fronteras, ¿qué santuario les ofreceríamos?

Un número singular de iglesias en todo el país están haciendo esas mismas preguntas, y sus conclusiones están representadas con una precisión desconcertante en escenas de la natividad en las que Jesús y su familia están separados, segregados y enjaulados en corrales de eslabones de cadena individuales, rematados por cercas de alambre de púas.


El artista británico Bansky y su reciente representación de la Natividad. Se titula "La cicatriz de Belén", la obra se exhibe en el hotel The Walled Off, en la Cisjordania ocupada. Como apreciamos destaca el impacto de un proyectil. (Nota del editor del blog) 

Estas escenas de la natividad son un intento puntiagudo de recordarle al mundo moderno que la narrativa sobre el nacimiento de Jesús es una que habla en múltiples frentes a un mundo que ha permitido que la vida, las enseñanzas y la crucifixión de Jesús sean ahogadas por la política partidista, el secularismo, materialismo y guerra.

La iglesia moderna ha evitado en gran medida aplicar las enseñanzas de Jesús a problemas modernos como la guerra, la pobreza, la inmigración, etc., pero afortunadamente ha habido personas a lo largo de la historia que se preguntan a sí mismas y al mundo: ¿qué haría Jesús?

¿Qué haría Jesús? El bebé nacido en Belén que se convirtió en un predicador itinerante y activista revolucionario, que no solo murió desafiando el estado policial de su época (es decir, el Imperio Romano) sino que pasó su vida adulta diciendo la verdad al poder, desafiando el status quo de su día, y rechazando los abusos del Imperio Romano, ¿no?

Dietrich Bonhoeffer se preguntó qué habría hecho Jesús sobre los horrores perpetrados por Hitler y sus asesinos. La respuesta: Bonhoeffer arriesgó su vida para socavar la tiranía en el corazón de la Alemania nazi.

Aleksandr Solzhenitsyn se  preguntó qué habría hecho Jesús acerca de los gulags y los campos de trabajos forzados que destruyeron almas en la Unión Soviética. La respuesta: Solzhenitsyn encontró su voz y la usó para hablar sobre la opresión y la brutalidad del gobierno .

Martin Luther King Jr. se preguntó qué habría hecho Jesús ante el belicismo y las guerras de Estados Unidos. La respuesta: declarar que "mi conciencia no me deja otra opción", King se arriesgó a una condena generalizada cuando se opuso públicamente a la Guerra de Vietnam por razones morales y económicas.

Incluso ahora, a pesar de la popularidad de la frase "¿Qué haría Jesús?" (WWJD) en los círculos cristianos, sigue habiendo una desconexión en la iglesia moderna entre las enseñanzas de Cristo y el sufrimiento de lo que Jesús, en Mateo 25, se refiere como "el menor de estos".

Como dice la parábola:

“Entonces el Rey dirá a los que están a su derecha: Vengan, ustedes que son bendecidos por mi Padre; toma tu herencia, el reino preparado para ti desde la creación del mundo. Porque tenía hambre y me diste algo de comer, tuve sed y me diste de beber, era un extraño y me invitaste a entrar, necesitaba ropa y me vestiste, estaba enfermo y me cuidaste, Estaba en prisión y tú viniste a visitarme. Entonces los justos le responderán: 'Señor, ¿cuándo te vimos hambriento y alimentado, o sediento y te dimos de beber? ¿Cuándo te vimos un extraño y te invitamos a entrar, o si necesitabas ropa y te vestimos? ¿Cuándo te vimos enfermo o en la cárcel y te fuimos a visitar? El rey responderá: En verdad te digo, lo que hiciste por uno de los hermanos y hermanas míos más pequeños, lo hiciste por mí. 'Entonces les dirá a los que están a su izquierda:' Apártate de mí, tú que estás maldito, hacia el fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles. Porque tenía hambre y no me diste nada de comer, tenía sed y no me diste nada de beber, era un extraño y no me invitaste a entrar, necesitaba ropa y no me vestiste, estaba enfermo y en prisión y no me cuidaste. También responderán: "Señor, ¿cuándo te vimos hambriento o sediento o un extraño o que necesitabas ropa o enfermo o en la cárcel, y no te ayudamos?" Él responderá: 'En verdad te digo que lo que no hiciste por uno de estos, tampoco a mí lo hiciste".
(Nota del editor del blog: Se recomienda leer la versión original de la Parábola de las 10 vírgenes, Mateo 25. Lo arriba anotado es una traducción del artículo del señor Whitehead).

Esta no es una zona gris teológica: Jesús fue inequívoco acerca de sus puntos de vista sobre muchas cosas, entre las cuales se encontraba la caridad, la compasión, la guerra, la tiranía y el amor.




image%2B%25282%2529.jpg

Después de todo, Jesús, el venerado predicador, maestro, radical y profeta, nació en un estado policial similar a la creciente amenaza del estado policial estadounidense. Cuando creció, tenía cosas poderosas y profundas que decir, cosas que cambiarían la forma en que vemos a las personas, alterarían las políticas gubernamentales que cambiarían el mundo. "Bienaventurados los misericordiosos", "Bienaventurados los pacificadores" y "Ama a tus enemigos" son solo algunos ejemplos de sus enseñanzas más profundas y revolucionarias.


Cuando fue confrontado por aquellos con autoridad, Jesús no rehuyó decir la verdad al poder. De hecho, sus enseñanzas minaron el establecimiento político y religioso de su época. Le costó la vida. Finalmente fue crucificado como una advertencia a los demás para que no desafiaran los poderes fácticos.

¿Te imaginas cómo habría sido la vida de Jesús si, en lugar de haber nacido en el estado policial romano, hubiera nacido y crecido en el estado policial estadounidense?

Considera lo siguiente si quieres.

- Si Jesús hubiera nacido en la era del estado policial de Estados Unidos, en lugar de viajar a Belén para realizar un censo, a los padres de Jesús se les habría enviado una Encuesta de la Comunidad Estadounidense de 28 páginas, un cuestionario obligatorio del gobierno que documenta sus hábitos, habitantes del hogar y horario de trabajo, cuántos inodoros hay en su hogar, etc. La multa por no responder a esta encuesta invasiva puede llegar hasta $ 5,000.

- En lugar de nacer en un pesebre, Jesús pudo haber nacido en casa. Sin embargo, en lugar de que los sabios y los pastores traigan regalos, los padres del bebé podrían haberse visto obligados a evitar visitas de trabajadores sociales estatales con la intención de enjuiciarlos por el parto en el hogar. Una pareja en Washington perdió la custodia de sus tres hijos después de que los servicios sociales se opusieran a que los dos más pequeños nacieran en un parto a domicilio sin asistencia.

- Si Jesús hubiera nacido en un hospital, su sangre y su ADN habrían sido tomados sin el conocimiento o consentimiento de sus padres y hubieran ingresado en un biobanco del gobierno. Si bien la mayoría de los estados requieren exámenes de detección de recién nacidos, un número creciente se aferra a ese material genético a largo plazo para la investigación, el análisis y los propósitos que aún no se han revelado.

- Por otra parte, si los padres de Jesús hubieran sido inmigrantes indocumentados, ellos y el bebé recién nacido podrían haber sido trasladados a una prisión privada con fines de lucro para ilegales donde primero se habrían separado unos de otros, los niños detenidos en jaulas improvisadas, y los padres eventualmente se convirtieron en trabajadores baratos y forzados para corporaciones como Starbucks, Microsoft, Walmart y Victoria's Secret. Hay mucho dinero por encarcelar a inmigrantes, especialmente cuando los contribuyentes están pagando la factura.

- Desde el momento en que tuvo la edad suficiente para asistir a la escuela, Jesús habría recibido lecciones de cumplimiento y obediencia a las autoridades gubernamentales, mientras aprendía poco sobre sus propios derechos. Si hubiera sido lo suficientemente atrevido como para hablar en contra de la injusticia mientras aún estaba en la escuela, podría haberse visto acosado o golpeado por un oficial de recursos escolares, o al menos suspendido bajo una política de tolerancia cero de la escuela que castiga las infracciones menores con la mayor severidad ofensas.

- Si Jesús hubiera desaparecido durante unas horas y mucho menos días a los 12 años, sus padres habrían sido esposados, arrestados y encarcelados por negligencia parental. Los padres de todo el país han sido arrestados por muchos menos "delitos", como permitir que sus hijos caminen al parque sin compañía o jueguen solos en su patio delantero.

- En lugar de desaparecer de los libros de historia desde su temprana adolescencia hasta la edad adulta, los movimientos y datos personales de Jesús, incluidos sus datos biométricos, habrían sido documentados, rastreados, monitoreados y archivados por agencias gubernamentales y corporaciones como Google y Microsoft. Increíblemente, el 95 por ciento de los distritos escolares comparten sus registros de estudiantes con compañías externas que son contratadas para administrar datos, que luego utilizan para comercializarnos productos.

- Desde el momento en que Jesús se puso en contacto con un "extremista" como Juan el Bautista, habría sido señalado para vigilancia debido a su asociación con un activista prominente, pacífico o de otro tipo. Desde el 11 de septiembre, el FBI ha llevado a cabo activamente actividades de vigilancia y recopilación de inteligencia en una amplia gama de grupos de activistas, desde grupos de derechos de los animales hasta el alivio de la pobreza, grupos contra la guerra y otras organizaciones "extremistas".

- Las opiniones antigubernamentales de Jesús ciertamente habrían resultado en que lo tildaran de extremista doméstico. Las agencias de aplicación de la ley están siendo capacitadas para reconocer signos de extremismo antigubernamental durante las interacciones con extremistas potenciales que comparten una "creencia en el próximo colapso del gobierno y la economía".

- Mientras viajaba de una comunidad a otra, Jesús podría haber sido denunciado a los funcionarios del gobierno como "sospechoso" en virtud de los programas "Ver algo, decir algo" del Departamento de Seguridad Nacional. Muchos estados, incluido Nueva York, están proporcionando a las personas aplicaciones telefónicas que les permiten tomar fotos de actividades sospechosas e informarlas al Centro de Inteligencia de su estado, donde son revisadas y enviadas a las agencias policiales.

- En lugar de que se le permita vivir como un predicador itinerante, Jesús podría haberse visto amenazado con ser arrestado por atreverse a vivir fuera de la red o dormir afuera. De hecho, el número de ciudades que han recurrido a criminalizar a las personas sin hogar mediante la prohibición de acampar, dormir en vehículos, merodear y mendigar en público se ha duplicado.

- Visto por el gobierno como un disidente y una amenaza potencial para su poder, Jesús podría haber tenido espías del gobierno plantados entre sus seguidores para monitorear sus actividades, informar sobre sus movimientos y atraparlo por violar la ley. Tales Judas hoy, llamados informantes, a menudo reciben fuertes cheques de pago del gobierno por su traición.

- Si Jesús hubiera usado Internet para difundir su mensaje radical de paz y amor, podría haber encontrado las publicaciones de su blog infiltradas por espías del gobierno que intentan socavar su integridad, desacreditarlo o plantar información incriminatoria en línea sobre él. Al menos, habría tenido su sitio web pirateado y su correo electrónico monitoreado.

- Si Jesús hubiera intentado alimentar a grandes multitudes de personas, habría sido amenazado con ser arrestado por violar varias ordenanzas que prohíben la distribución de alimentos sin un permiso. Las autoridades de Florida arrestaron a un hombre de 90 años por alimentar a las personas sin hogar en una playa pública.

- Si Jesús hubiera hablado públicamente sobre sus 40 días en el desierto y sus conversaciones con el diablo, podría haber sido etiquetado como mentalmente enfermo y detenido en una sala psiquiátrica en contra de su voluntad para una retención psiquiátrica involuntaria obligatoria sin acceso a familiares o amigos. Un hombre de Virginia fue arrestado, registrado, esposado a una mesa, diagnosticado con "problemas de salud mental", y encerrado durante cinco días en un centro de salud mental en contra de su voluntad, aparentemente debido a su dificultad para hablar y andar inestable.

- Sin lugar a dudas, si Jesús hubiera intentado volcar las mesas en un templo judío y haberse enfurecido contra el materialismo de las instituciones religiosas, habría sido acusado de un crimen de odio. Actualmente, 45 estados y el gobierno federal tienen leyes de crímenes de odio en sus códigos.

- Si alguien hubiera denunciado a Jesús ante la policía como potencialmente peligroso, podría haberse encontrado confrontado (y asesinado) por agentes de policía para quienes cualquier acto percibido de incumplimiento (una contracción, una pregunta, un ceño fruncido) puede hacer que disparen primero y hacer las preguntas después.

- En lugar de que los guardias armados capturaran a Jesús en un lugar público, los funcionarios del gobierno habrían ordenado que un equipo SWAT llevara a cabo una incursión contra Jesús y sus seguidores, completa con granadas explosivas y equipo militar. Cada año se realizan más de 80.000 incursiones del equipo SWAT, muchas de ellas sobre estadounidenses desprevenidos que no tienen defensa contra tales invasores del gobierno, incluso cuando tales incursiones se realizan por error.

- En lugar de ser detenido por guardias romanos, Jesús podría haber sido hecho "desaparecer" en un centro secreto de detención del gobierno donde habría sido interrogado, torturado y sometido a todo tipo de abusos. La policía de Chicago ha "desaparecido" a más de 7.000 personas en un almacén secreto de interrogatorios en Homan Square.

- Acusado de traición y etiquetado como terrorista doméstico, Jesús podría haber sido condenado a cadena perpetua en una prisión privada donde se habría visto obligado a proporcionar mano de obra esclava para las corporaciones o morir a través de la silla eléctrica o una mezcla letal de las drogas .

De hecho, como lo muestro en mi libro Battlefield America: The War on the American People, dada la naturaleza del gobierno en ese momento y ahora, es dolorosamente evidente que si Jesús hubiera nacido en nuestra era moderna o en la suya, aún habría muerto a manos de un estado policial.

Por lo tanto, a medida que nos acercamos a la Navidad con sus celebraciones y regalos, haríamos bien en recordar que lo que sucedió en esa noche estrellada de Belén es solo una parte de la historia. Ese bebé en el pesebre creció hasta convertirse en un hombre que no se apartó del mal, sino que habló en contra de el, y no debemos hacer menos.

Jesus Was Born In A Police State
The Child that Christmas Forgot: How Would Jesus Fare in the American Police State?


banner distribuidora

Jesús nació en un estado policial Rating: 4.5 Diposkan Oleh: La Voz de la República
Publicar un comentario
Gracias por comentar
 
  • BR